Santa María del Camino: un Colegio innovador

Teniendo en cuenta que la tradición es un valor sólido sobre el que asentar las bases educativas de nuestros alumnos, no podemos olvidar que la innovación hoy en día debe estar presente en las aulas.

Los niños sienten interés y ganas de aprender aquello que se les muestra como nuevo, útil o sorprendente. Nuestro reto como profesores y educadores es llevarles al conocimiento a través de técnicas que se adapten a su edad, su entorno y la forma en que ellos perciben el mundo que les rodea.

En este sentido, el Colegio está desarrollando en las diferentes etapas, una serie de metodologías innovadoras que complementan los modos tradicionales de trabajo en el aula:

·         El aprendizaje basado en proyectos: su objetivo es integrar en el aprendizaje desafíos o problemas relacionados con la vida real, para que mediante la investigación, la cooperación y la implicación en el proyecto, el alumno aprenda.

·         Aprendizaje cooperativo: su objetivo es fomentar el trabajo en equipo, la creatividad y la cohesión emocional con el propio aprendizaje y con los compañeros. Cada alumno adopta un rol dentro del equipo y se adapta a unos tiempos y unas pautas de organización para desarrollar una tarea. La novedad de este método, frente al tradicional trabajo en equipo, es que requiere la participación equitativa de los alumnos para lograr el éxito del grupo en la actividad propuesta.

·         Utilización de contenidos digitales en el aula: presentaciones, imágenes, actividades interactivas, vídeos, animaciones… complementan nuestros útiles libros de texto. Todos estos recursos facilitan la comprensión de conceptos, estimulan la curiosidad del alumno y hacen más dinámicas las clases.

·         Método Directo en el aprendizaje de idiomas: este método se basa en la convicción de que el proceso de aprendizaje de una segunda lengua es similar al proceso de aprendizaje de la primera lengua. Se basa en los siguientes principios:

–          Uso exclusivo de la lengua que se enseña.

–          Enseñanza de vocabulario y estructuras de uso cotidiano.

–          Desarrollo de las destrezas de comunicación oral de forma progresiva.

–          Énfasis en la pronunciación y la gramática.

·         Estrategias de pensamiento: aprender a pensar. Este método pretende que los alumnos no sean receptores pasivos, sino agentes activos que buscan, procesan y utilizan la información para solucionar problemas mediante el pensamiento crítico y creativo.

·         Inteligencias Múltiples y Competencias Básicas: hasta hace poco tiempo la inteligencia se consideraba como algo innato e inamovible, se nacía inteligente o no, y la educación poco podía hacer para cambiar este hecho. Hoy sabemos que los seres humanos nacen con múltiples inteligencias que se estimulan y se desarrollan en el entorno en el que viven. En Educación Infantil las llamamos Capacidades y en Primaria y Secundaria las llamamos Competencias Básicas. Todas las inteligencias, capacidades y competencias tienen la misma importancia para ayudar a alcanzar más o menos éxito en la vida. Cada una de ellas necesita la presentación de los contenidos curriculares de diversa forma, requiriendo la utilización de nuevas estrategias e innovadores recursos y la evaluación de los alumnos a través de las múltiples inteligencias.

Por todo ello, tanto profesores como equipo directivo estamos formándonos y trabajando en la misma línea para afrontar los retos tecnológicos y educativos que nos plantea la sociedad actual sin perder la valiosa mirada de la tradición.

 

Reyes de la Barreda, Departamento de Innovación Pedagógica

Compartir